El presidente Andrés Manuel López Obrador y los 32 gobernadores de los estados de la república firmaron un acuerdo en el que autoridades se comprometen a no intervenir en las elecciones del próximo 6 de junio.

Sin embargo, el consejero presidente del Instituto Nacional Electoral (INE), Lorenzo Córdova considera que esta medida está demás en cuanto a respetar la ley se trata.

“Ahora, el respeto a la ley no pasa porque haya acuerdos o no. Qué bueno que haya acuerdos, abonan, mejoran el ambiente político. Por cierto, un ambiente político que los propios actores políticos han contribuido a tensar y crispar, a polarizar”, comentó Córdova.

No es novedad que la transparencia electoral en México sea muy cuestionada, desde hace mucho años que las personas dejaron de confiar en los procesos electorales del país, de hecho, en muchas ocasiones el argumento de la “democracia” suele ser utilizado como estrategia política.

La Encuesta Nacional de Cultura Cívica (Encuci), muestra que dos de cada tres personas consultadas en México consideran que la democracia es la manera correcta de gobernar.

Finalmente, Cordova mencionó que “el proceso de construcción de confianza es “lento y difícil” y la desconfianza es muy fácil de diseminar, “basta una mala decisión, una afirmación indebida por parte de los actores políticos”.